MECyL

La Cosecha

La siega • La trilla • La maja • El acarreo


Aceituneras (de vuelta de recoger aceitunas)

Cantadas por vecinos y miembros del coro de jubilados de Arenas de San Pedro (Avila) el 5 de mayo de 1992



Escuchar el tema >



Ya vienes de la aceituna, cara de quitapesares,
carita como la tuya no anda por los olivares.
Caracoles, caracoles, caracoles eche usted,

los ojos de mi morena van derramando el laurel;

van derramando el laurel, van derramando la sal

los ojos de mi morena van diciendo: –Soledad–.
Van diciendo: –Soledad–, van diciendo: –Soledades,
los ojos de mi morena Santa Lucía los guarde.
Caracoles, caracoles, la niña caracolera,
que ha comido caracoles y ahora viene a que la quiera.

De vendimias

Dentro del foco olivarero zamorano consideramos la producción alistana como residual y a extinguir, una producción anecdótica frente a seiscientos mil kilos que la campaña actual dejará en Fermoselle. La producción también ha descendido notablemente en Avila donde no hace muchos años se llegaron a recoger dos millones de kilos de manzanilla (junto a las variedades de aceitunas hornales, mollares y «de enagua») que se prensaban principalmente en las almazaras de Arenas de San Pedro. La recolección se efectuaba en grupos de veinte a treinta personas, mujeres principalmente, agrupadas en cuadrillas frecuentemente bajo el nombre del capataz (la cuadrilla «Bardagí», «Chinarro», «Morcón», «las trilleras», etc).

Si me preguntan quién soy responderé en alta voz:
-la cuadrilla Bardagí con más salero que el sol-.


Las cuadrillas celebraban el final de la cosecha con el llamado «remate» u «alboroque» donde tras la ingesta de vino y limonada y el «sopetón» –un pan de horno empapado en aceite y azucarado– se llevaban los carros hasta la almazara. Previo al vareo, a principios de año, algunas mujeres recogían a mano las aceitunas llamadas «injertas» o «borleras» para el consumo guisado y salado

.








Los Animales
La Cosecha
La Indumentaria


La Naturaleza
Las Danzas
Los Bailes


Los Trabajos